BAJO LA SOMBRA DE DIOS

Si hay mucho sol, en ocasiones buscamos la sombra de un árbol para protegernos, al encontrarlo descansamos, nos sentimos tranquilos, está fresco. Buscar la sombra que da un árbol para descansar, ¿Te imaginas encontrar la sombra pero de Dios? ¿Refugiarte en él? si lo hacemos te aseguro te sientes protegido, tienes confianza en que con Dios de tu lado todo estará bien. No lo dudes, busca a Dios en todo momento y quédate a su lado, reside definitivamente en su amparo, en sus brazos, con sus bendiciones.


Salmo 91, 1 Tú que habitas al amparo del Altísimo y resides a la sombra del Omnipotente, dile al Señor: "Mi amparo, mi refugio, mi Dios, en quien yo pongo mi confianza."



14 vistas

Síguenos en nuestras redes sociales

  • Facebook Social Icon
  • Icono social Instagram
  • Icono social de YouTube